Toda reflexión debe comenzar con una explicación de aquello que se quiere manifestar.

Empecemos por el principio y dejemos claro a que nos referimos cuando hablamos de proyecto cultural, para así poder avanzar y llevar a buen término nuestros pensamientos y consideraciones.

Un proyecto cultural es una herramienta de trabajo que utilizamos en el ámbito de la Gestión Cultural; es el medio del que nos servimos para lograr unas finalidades concretas; es una secuencia ordenada de decisiones para llegar a alcanzar unos objetivos determinados en unas condiciones específicas, por ello cuanto más definido esté, cuánto menos dejemos a la imaginación y a la improvisación, cuanto mayor sea su grado de concreción; mayor será la probabilidad de que se convierta en una realidad.

comunicación proyecto cultural

No debemos olvidar, que este tipo de proyectos se engloban en lo que conocemos como: “Política Cultural”, es decir, el conjunto de valores, de ideas, de conceptos y de líneas de actuación que se quieren desarrollar. El proyecto cultural es el medio utilizado para que esas ideas y conceptos lleguen a ver la luz. Se trata de un “documento” en el que se concentra toda la información necesaria para definir, gestionar, desarrollar y producir una intervención determinada en el mundo de la cultura.

Para poder lograr que el proyecto cultural pase de la teoría a la práctica, entra en juego la comunicación, entendida como la herramienta que nos ayuda a transmitir ideas y pensamientos; el instrumento que nos sirve para expresar, mostrar y registrar cualquier idea, utilizando los medios que tengamos a nuestro alcance y que sean mas apropiados para comunicar cada concepto: música, textos, signos, imágenes fijas o en movimiento, locuciones… Como en cualquier acto comunicativo, en el proyecto cultural, entran en juego un emisor (el encargado de explicarlo), un receptor (el que lo recibe) y un lenguaje o código (los medios de los que se sirve el transmisor para ser entendido por el receptor). Teniendo en cuenta estos principios, es fácil llegar a la conclusión de la importancia que tiene la comunicación en cualquier proyecto y sobre todo en los culturales.

comunicacion proyecto cultural importanciaLlegados a este punto podemos considerar que la comunicación y la cultura son elementos que forman parte de un único campo de estudio. La cultura no es solo una herencia, sino que es un proceso en cuya construcción entran en juego diferentes ámbitos: la filosofía, la sociología o la lingüística y donde la comunicación juega un papel primordial.

La cultura es parte de nuestra propia existencia y permite que construyamos y vivamos en una sociedad determinada a la que define mediante símbolos, recuerdos, valores, tradiciones y cualquier otro elemento que la precise. Cada país, región o pueblo se diferencia del resto por su cultura; una herramienta que los coloca en el mundo y les hace formar parte de su evolución. La cultura necesita ser mostrada, que las personas la conozcan, la asimilen y la hagan suya, para ello cada sociedad dispone de una gran cantidad de espacios que se han creado o adaptado para tal fin: museos, galerías de arte, bibliotecas, centros culturales, centros comerciales y otros lugares que pueden servir para: exposiciones, celebración de conciertos, presentación de libros y revistas, realización de conferencias, talleres o cursos, representación de obras de teatro, espectáculos de magia o circenses… es decir, recintos donde el arte, la cultura, el ocio, la ciencia, la tecnología, la interpretación… y por supuesto la comunicación caminan en la misma dirección y consiguen que aquellos que los visitan disfruten con las actividades que se les ofrecen. Cada uno de estos espacios forma parte de nuestra sociedad, de nuestro desarrollo, de nuestra vida y por supuesto de nuestra cultura. Cada espacio se destina a un evento diferente, pero en todos tiene cabida cualquier tipo de programa. La imaginación, la creatividad y sobre todo la cultura y su forma de comunicarla son los fines y los medios para conseguirlo.


Concluimos con unas palabras de Manuel Castells un investigador e historiador que en su obra “Sociedad de la información” hablaba de la importancia que la comunicación tenía en la cultura diciendo:

No vemos la realidad como es, sino como nuestros lenguajes son. Y nuestros lenguajes son nuestros medios de comunicación. Nuestros medios de comunicación son nuestras metáforas. Nuestras metáforas crean el contenido de nuestra cultura.


Cultura y comunicación, caminan de la mano y se materializan en la realidad de un proyecto, en cuyo proceso interviene un gran número de profesionales, organizados en un equipo multidisciplinar. No se puede entender la cultura sin la comunicación, ni la comunicación sin la cultura.


Si te interesa la cultura, los proyectos culturales, y la comunicación, te interesaran los programas formativos de IGECA, como por ejemplo los Cursos Universitarios de Especialización en Periodismo y Comunicación Cultural, Gestión Cultural, Marketing y Comunicación Cultural o los programas Técnico en Gestión Cultural y Técnico en Marketing y Comunicación Cultural.